El liderazgo instruccional asociado a la innovación educativa

January 22, 2018

Por tierras dominicanas ando esta semana, de la mano de Alex Báez y Alfredo Romeo. Semana intensa de visitas de algunos Colegios, que estuvieron en España en el I Viaje de Investigación Educativa ( www.maecenasglobal.com ), y con los que vamos a realizar un trabajo de introspección sobre sus dinámicas de innovación y factores críticos de éxito para el desarrollo de la misma. Por otro lado, este miércoles 23, desarrollo un taller para directores de centros escolares en Santo Domingo, en la línea que vamos trabajando en estos últimos meses, en todo lo referente a liderazgo e innovación educativa. Y de eso hablaremos hoy…

 

 

 

Desde hace tiempo, léanse más de 20 años, llevo trabajando y leyendo sobre liderazgo educativo. Todo empezó de la mano de mi estimado amigo Manuel Álvarez - un abrazo si lees este artículo -, que me introdujo en la importancia que tiene para un directivo escolar o para el equipo de dirección de un Colegio, tener bien definida una habilidad directiva crítica: el liderazgo.

 

Sinceramente creo que todo el éxito de un director radica en que realmente sea consciente y sepa interiorizar bien sus habilidades para el liderazgo. Los estudios demuestran, que un centro escolar sin liderazgo, suele ser una organización caótica y sin visión… es decir, una organización muerta, aunque parezca viva.

 

El problema que tenemos en muchos colegios es que, en algunas ocasiones, tenemos un colegio con muchos alumnos, y podemos caer en el error de pensar que está bien dirigido, pero de dirigir a liderar… va un gran trecho.

 

No es el momento ahora de hacer la distinción entre dirigir y liderar, pues puede ser motivo de otra reflexión con identidad propia, por lo que paso directamente a hablar del liderazgo que hoy nos va a ocupar estas breves líneas.

 

Actualmente existen infinidad de liderazgos. Tantos, como momentos sociales hemos tenido. Hemos pasado por liderazgos burocráticos, sistémicos, visionarios, emocionales … en fin, lista ingente. En mi opinión, los dos que marcan las claves en un Colegio son el liderazgo transformacional y el liderazgo instruccional. Son los dos, combinados o aislados, los que mejor se adaptan a las necesidades de gestión e impulso de una organización escolar.

 

Sin embargo, si lo llevamos al terreno de la innovación, creo que tiene un mayor impacto el segundo. El transformacional ( Mc Gregor / Bass ) genera un cambio positivo y valioso en los profesores, pero que tiene un contenido más inspiracional si se compara con el liderazgo instruccional.

 

El liderazgo instruccional - también llamado liderazgo pedagógico – radica en aspectos que, desde mi punto de vista, entroncan de lleno con las claves de éxito de la innovación educativa y su proceso en un Colegio. No sólo consiste en hacer ver de la importancia de la innovación, también es crítico entender los aspectos claves a trabajar con el profesorado como dinamizador y máximo responsable de la innovación en el lugar principal de la misma: el aula.

 

Para el desarrollo de sus características, me gustaría basarme en Duke que desarrolla los aspectos clave de este estilo de liderazgo, y que lo entiendo como asociado de forma más clara a la innovación. Plasmo los 5 características más importantes, las cuáles te permitirían orientar este estilo de liderazgo en tu Colegio:

 

1.- Supervisión y desarrollo profesional del profesor.

 

Saber qué necesita cada profesor, sus cualidades, que esperamos de él, hacia dónde debe enfocar sus áreas de mejora. Todos necesitamos que nos orienten, y por ello, realizo continuas recomendaciones sobre la necesidad de estructuras formales e informales que permitan el encuentro pedagógico entre docentes/dirección. Es importante transmitir esta idea de crecimiento profesional desde la estrategia del Proyecto de Dirección, el cuál, la mayoría de las veces, tiene campos importantes en el campo de la formación de los claustros y equipos docentes.

 

2.- Evaluación y creación de la cultura de la autoevaluación.

 

¡Cómo nos cuesta evaluarnos! Saber cuáles son nuestras fortalezas como docentes, nuestras áreas de mejora… ¿os habéis planteado realizar un DAFO personal como docente o directivo? Es importante crecer desde el DATO, desde lo cuantitativo. Los Colegios que ya realizan encuestas de satisfacción con alumnos, habrán podido ver las bondades que tiene la evaluación del profesorado desde el principal beneficiario o sufridor, de un buen o mal profesor. Y después de crear esa cultura, y sacar buen rendimiento de la misma, pasar a la política de la autoevaluación. “ Lo que no se evalua, se devalua “.

 

3.- Dirección, asesoramiento y apoyo instruccional.

 

Clave importante en el crecimiento del docente: su observación en el aula y en la práctica docente. Para ello, debemos desterrar el miedo que supone observar en clase las prácticas de nuestros profesores. Desterrarlo por ambas partes … Todo profesor, y más en estos tiempos que vivimos, necesita supervisión, control y dinámicas que mejoren su desarrollo, pero claro, para eso necesitamos direcciones formadas en lo pedagógico/instruccional, y que puedan hablar con criterio de cómo se dinamiza la innovación y el aprendizaje en el aula. No sólo es dirigir, también es saber orientar y dar claves de crecimiento al profesor.

 

4.- Coordinación y desarrollo del intercambio horizontal.

 

Muy asociado al punto anterior, supone alentar el debate y crecimiento conjunto del Colegio, de los docentes y de la dirección. Es importante sentarse a debatir e intercambiar opiniones sobre, por ejemplo,  la validez o no de determinadas metodologías de trabajo en el aula, o de la inclusión de la tecnología móvil, o de la realidad virtual en la asignatura de historia…

 

¿Qué tiene de riqueza para un Colegio que determinados componentes del equipo directivo sepan hablar y opinar con criterio de aspectos como los anteriormente mencionados?

 

Al final, los profesores quieren directivos a su lado que, lejos de ser grandes expertos en aspectos didácticos o tecnológicos, entiendan su trabajo y las necesidades que tienen a la hora de trabajar en este nuevo escenario de aula que estamos viviendo.

 

 

5.- Facilitación de recursos según las estrategias y las prioridades.

 

Gran tema este de los recursos funcionales en la innovación. Muchas veces se nos llena la boca de la necesidad de cambio, de crecimiento, pero no hemos definido la estrategia de la misma, en todo lo referente al recurso necesario para ello.

 

Ahí se ven las grandes dotes de liderazgo. Desde una formación bien desarrollada, con sentido para la organización, hasta materiales y dotaciones que permitan la implementación plena de la formación realizada.

 

Para qué voy a hacer formación en realidad virtual, si ni siquiera tengo un plan de implementación de dispositivos que la permitan aplicar, o hablemos de impresoras 3D, cuando no sabemos ni los tipos ni precios de mercado más competitivos. En definitiva, recursos que hagan posible la innovación.

 

Al final, cada uno debe ser consciente que los liderazgos van muy asociados a las personas. Cada uno está orientado a un estilo concreto que lo hace propio,

 

con la puesta en práctica del que entienda que es más beneficioso para su organización. Todo se entrena y se desarrolla según el nivel y la pasión que ponemos en ello. Y el liderazgo también.

 

Buena semana, nos vemos en las redes¡

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

LA DIRECCIÓN ESCOLAR Y SU EXPONENCIALIDAD: SER UN LIDER KNOWMAD

February 4, 2018

1/2
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Buscar por tags